Bajo el marco del proyecto de investigación: Mapas conceptuales: una herramienta para el aprendizaje significativo en matemática (Disp. CyT Nº 020/10 – UNPSJB)

Entradas etiquetadas como ‘usos educativos de los mapas conceptuales’

Mapas conceptuales como portafolios

EL MAPA CONCEPTUAL, UNA ESTRATEGIA VIVA

Olga Lucía Agudelo Velásquez, I. E. Gabriel García Márquez, Colombia

agudolga@hotmail.com

Concept Maps: Making Learning Meaningful
Proc. of Fourth Int. Conference on Concept Mapping
J. Sánchez, A.J. Cañas, J.D. Novak, Eds.
Viña del Mar, Chile, 2010

 ________________________________________________________

En el artículo presentado en el Cuarto Congreso Internacional de Mapas Conceptuales los autores cuentan su experiencia en el uso de mapas conceptuales como portafolios, de modo que los alumnos recopilan en ellos las evidencias del trabajo.

Los autores comienzan señalando que la manera en la que se venían utilizando los mapas conceptuales en la institución en la que se lleva a cabo esta experiencia (nivel preescolar-primario-secundario) generaba en los estudiantes sensación de dificultad y por ende de desmotivación. Los mapas conceptuales eran utilizados como recurso pedagógico (ya elaborados o contenidos en un libro, de modo que los estudiantes debían interpretar su contenido) o como recurso de referencia (retomándolos en algún momento pero no utilizándolos para realizar comparaciones entre los aprendizajes obtenidos).

El trabajo propuesto por los autores, bajo la concepción del aprendizaje colaborativo y constructivista, pretendía la creación de mapas conceptuales en el desarrollo de un núcleo completo de contenidos, tornándose en una estrategia activa de aprendizaje y en repositorio de recursos, evidencias y opiniones de los estudiantes.

Los mapas conceptuales son herramientas gráficas para organizar y representar conocimiento. A medida que los alumnos construyen sus propios mapas van aprendiendo en su proceso de formación y van modificándolos, asegurando así un aprendizaje significativo. Los mapas conceptuales muestran las relaciones entre los conocimientos previos de los estudiantes y los nuevos conceptos, en un contexto de
interacción y que deja huellas de sus progresos. Las relaciones que se generan en los estudiantes al elaborar los mapas conceptuales son mucho más ricas que aquellas que surgen de la sola interpretación de un mapa creado por otros.

El artículo describe en detalle la metodología utilizada para la elaboración de los mapas conceptuales. Por ejemplo, de una investigación realizada por los alumnos en Internet sobre el tema a tratar surgen los conceptos que serán luego utilizados en el mapa, actividad realizada de manera grupal. La formación de proposiciones se realiza de acuerdo a las opiniones del grupo, tomando dos alumnos dos conceptos de los seleccionados y vinculándolos entre si frente a la clase. Por parejas arman finalmente el mapa conceptual, previa referencia de las vinculaciones entre conceptos discutidas por el grupo.

Para la elaboración de los mapas se utiliza LiveMappers, que permite y facilita el trabajo colaborativo y la integración de otros servicios (http://livemappers.com). Este entorno provee un blog, que el docente utiliza para registrar las actividades que se van realizando y se convierte en fuente de consulta para los estudiantes, además de contener recursos de referencia. En el mismo lugar los estudiantes pueden participar de discusiones acerca de los temas desarrollados y sobre los mapas conceptuales elaborados. Además se utiliza CmapTools dentro de este entorno.

A medida que se avanza con un tema nuevo, se incluyen en el mapa los nuevos conceptos y se establecen nuevas proposiciones, tornándose entonces en un proceso iterativo que requiere de una constante revisión del mapa y la modificación de lo que se considere adecuado. En ocasiones se reparten temas que son trabajados por ciertos grupos y expuestos a los demás a través de los mapas conceptuales.

A medida que el proyecto avanza los alumnos crean material propio o abren espacios de la Web 2.0 que comparten con sus compañeros a través de los enlaces incluidos en los mapas conceptuales. Incluso pueden incluir recursos generados por otros grupos que les parecen importantes rescatar en sus propios mapas.

Los autores destacan las bondades de LiveMappers: permite hacer más dinámico el trabajo, comentar los mapas, trabajar de manera colaborativa en LiveMappers, contar con un blog y establecer discusiones.

Los mapas conceptuales a su vez son utilizados como instrumento de evaluación de los aprendizajes. En el proyecto los autores evalúan el mapa conceptual (estructura correcta y proposiciones verdaderas), las evidencias que se anexan al mismo (que muestran el nivel de competencias obtenido), la socialización del mapa y la sustentación que se hace frente a los comentarios de los compañeros, la participación en las discusiones y el trabajo colaborativo. También deben tenerse muy en cuenta los problemas técnicos o de conectividad que pueden llegar a afectar los resultados obtenidos.

Dentro de las conclusiones brindadas por los autores se rescatan los siguientes aspectos:

  • El uso de mapas conceptuales dinamiza el desarrollo cognitivo en el proceso de aprendizaje y permite al docente comprobar el desarrollo de competencias y el logro de los objetivos curriculares.

  • LiveMappers es un espacio virtual con herramientas para la creación de mapas conceptuales y servicios de la Web 2.0 que permite superar barreras tecnológicas, de comunicación e integración a través de un espacio virtual.

  • El uso de los servicios que ofrece la Web 2.0 es una oportunidad inigualable para apoyo del proceso de aprendizaje, permitiendo la práctica del respeto hacia los demás, el aprender a ser un ciudadano digital y traspasar este aprendizaje a todos los ámbitos de su vida como estudiante.

  • El trabajo colaborativo mediado por entornos virtuales permite una mayor interactividad, la creación de vínculos entre los miembros del grupo y generar actitudes responsables frente a ellos.

  • Los mapas conceptuales permiten recopilar evidencias de los contenidos educativos trabajados en un solo espacio.

¿Para qué usan los docentes los mapas conceptuales?

EL USO PEDAGÓGICO DE LOS MAPAS CONCEPTUALES
EN LA PERSPECTIVA DEL DOCENTE BRASILEÑO

Juliana Souza Nunes
Cursos DM&JN
Brasil

julisnunes@gmail.com

 Concept Maps: Making Learning Meaningful
Proc. of Fourth Int. Conference on Concept Mapping
J. Sánchez, A.J. Cañas, J.D. Novak, Eds.
Viña del Mar, Chile, 2010

 ____________________________________________________

En el artículo presentado en el Cuarto Congreso Internacional de Mapas Conceptuales la autora refleja los resultados de una investigación a su cargo con el objeto de explorar cómo y para qué los docentes utilizan los mapas conceptuales, indagando en los distintos niveles de enseñanza de Brasil.

Los mapas conceptuales no son una herramienta muy explorada y según cita la autora muchas veces se utilizan de manera equivocada. Requieren de una nueva concepción del proceso de enseñanza y de aprendizaje dada la exigencia que ellos conllevan para el alumno, quien debe comenzar una nueva forma de construcción de conocimiento, propician cambios significativos en la manera de expresarse, desarrollan competencias difíciles de alcanzar de otro modo y son una excelente alternativa para el aprendizaje colaborativo.

Los mapas conceptuales son una herramienta que ayuda a los alumnos y a los profesores a percibir significados del aprendizaje. En los dichos de Novak, son herramientas educativas que permiten visualizar el conocimiento y mejorar el pensamiento, y tienen por objeto representar las relaciones significativas en forma de proposiciones entre los conceptos abordados.

La autora propone, en base a la teoría de Ausubel y Novak, los siguientes posibles usos didáctico-pedagógicos de los mapas conceptuales, no excluyentes entre sí sino totalmente complementarios:

  • Apoyo instruccional: instrucción sobre una actividad a ser ejecutada o para dar orientaciones secuenciales sobre un determinado tema.

  • Organizadores previos: el objetivo es usar el mapa para establecer un puente cognitivo entre las ideas disponibles pertinentes de los alumnos y el nuevo material de aprendizaje.

  • Desarrollo de los contenidos: cuando son utilizados como organizadores previos y son revisados, repensados y reelaborados a lo largo de las clases.

  • Síntesis de los contenidos trabajados: representan un resumen esquemático de lo aprendido.

  • Compartir informaciones: poner en disposición  de otros el conocimiento que fue construido.

  • Construcción colaborativa en grupos del mismo nivel de enseñanza y Construcción colaborativa con otras instituciones de enseñanza: en ambos casos, los estudiantes pueden elaborar colaborativamente el mismo mapa de forma sincrónica o asincrónica con otros compañeros.

  • Evaluación: coherencia con la teoría de aprendizaje significativo de Ausubel ya que, “se centra en la medida del rendimiento del alumno, su intervención en la realización de las prácticas que conectan su aprendizaje con la experiencia del mundo real” (González, 2008).

  • Portafolio: posibilidad de añadir elementos y conceptos en un mapa y organizarlo como portafolio de aprendizaje. Este instrumento traduce un conjunto de trabajos producidos en un determinado período de tiempo, proporcionando una visión amplia del proceso de construcción de aprendizaje y las modificaciones en la estructura cognitiva del alumno.

  • Reflexión crítica: los alumnos pueden ser estimulados a reflexionar sobre su proceso de pensamiento, haciendo registros diarios a partir de las experiencias obtenidas con los mapas elaborados. El pensamiento reflexivo es hacer algo de manera controlada, que implica llevar y traer conceptos, así como unirlos y separarlos de nuevo.

Se destacan además las siguientes competencias de aprendizaje como posibles a desarrollar a través del uso de mapas conceptuales:

  • Investigar y buscar información, y por ende, analizar y sintetizar la información.

  • Clasificar y ordenar conceptos, así como establecer relaciones en función de la causalidad entre los conceptos e ideas relacionadas entre si.

  • Construir conocimiento y, posteriormente, expresarlo.

  • Resolver problemas que el alumno presenta junto al desarrollo de otras habilidades más complejas.

  • Trabajar colaborativamente y cooperativamente.

  • Utilizar herramientas y recursos tecnológicos a través de la construcción digital de mapas conceptuales.

En el artículo original pueden encontrarse la metodología bajo la cual fue puesta en práctica la investigación, y la forma en que fueron analizados los resultados recogidos de esta experiencia. Las conclusiones aportadas por este trabajo señalan:

  • Las funciones didáctico-pedagógicas de los mapas conceptuales citadas arriba han sido poco exploradas por los docentes consultados.

  • Alrededor del 70% de los docentes trabajan los mapas conceptuales en grupos, y un porcentaje similar los utilizan para trabajos individuales.

  • El 50% de los docentes usan los mapas conceptuales para sintetizar los contenidos trabajados en clase.

  • Casi el 50% de los docentes indican usar frecuentemente o siempre los mapas conceptuales para construcción colaborativa en grupos del mismo nivel de enseñanza.

  • Un porcentaje cercano al 50% de los docentes no usan los mapas conceptuales para trabajos colaborativos con otras instituciones.

  • Los mapas conceptuales son usados en todas las áreas de conocimiento, destacándose Ciencias humanas.

  • Casi el 50% utiliza como software para la elaboración de mapas conceptuales CmapTools.

En el trabajo se propone profundizar en el uso de mapas conceptuales como medio de navegación por un gran volumen de información, dada la posibilidad de alojarlos en servidores, de forma de compartir el conocimiento y trabajar de manera colaborativa su construcción.

Se destaca el siguiente enlace correspondiente al Portal Mapas Conceptuales en Educación: http://mapasconceituais.cap.ufrgs.br/.

Nube de etiquetas